1 de junio de 2017
DEL PORTO AVANZÓ Y CONMOVIÓ CON SU GESTO
El argentino tuvo una actitud paternalista ante la lesión del español; llanto y consuelo con un mensaje que enaltece los valores del deporte más allá de los resultados

Las derrotas duelen. Y las más importantes dejan secuelas mentales, muchas veces irreversibles. Pero no poder moverse y pensar en todo lo que viene detrás para quien ante todo necesita estar sano llega hasta el alma. Para protagonistas y para los que están afuera. ¡Qué le iban a explicar a Juan Martín del Potro en ese momento! Justo a él, que en seis años pasó cuatro veces por el quirófano y tuvo que volver a empezar.

Por eso se entendió que cruzara la red sin pensar en su propia molestia de aductor, después de conectar un ace y advertir que el español estaba tomándose la rodilla izquierda y la mirada clavada en el piso. Petrificado. Y que como si el dolor fuera propio pidiera la urgente entrada del fisioterapeuta cuando su rival se dejó caer hacia atrás y se quebrara. Llanto que revuelve y desespera. Incluido al tandilense, a quien no hacía falta que le decodificaran nada.

Hay un momento en que el argentino puede volver a su silla, dejarlo procesar solo la impotencia al español, pero toma otra decisión: como si fuera un capitán de Copa Davis, corre el bolso y las raquetas de Almagro y se sienta al lado. Le habla, trata de sacarlo de ese angustioso momento. Le acomoda las pertenencias. Se levanta con él y se funde en un abrazo de hermano.



COMPARTIR:
Notas Relacionadas
Comentarios:
Aun no hay comentarios, sé el primero en escribir uno!
Escribir un comentario »









LA RADIO EN VIVO

   
 

DOLAR

 
COMPRA
VENTA
29.47
30.47

 

HORÓSCOPO

 
Capricornio
 


FM CRECER, CRECIENDO JUNTO A VOS - © 2018 - Todos los derechos reservados


RadiosNet